14.2.08

¿Será eso?


Ácido, agudo, amargo. Humor en definitiva, es decir espejo que no deforma sino que nos devuelve la realidad ya suficientemente deformada.

¿Será eso lo que quiere el PP de los inmigrantes? Me temo que no, que bajo el esperpento de la propuesta se oculta algo que va bastante más allá: la utilización de los miedos sociales ante lo nuevo, ante las circunstancias cambiantes en un descarado y desgarrado cálculo electoral.

Fía el PP sus esperanzas en que desatando el más rastrero populismo demagógico sobre temas importantes de nuestra sociedad provocará un movimiento de rechazo a lo nuevo, que lleve los votos a lo viejo, a lo más viejo posible, es decir al PP.

¿Será eso, de verdad, lo único que busca el PP a costa de la cohesión social y al precio de excitar la xenofobia, el odio?

La respuesta es de cada uno, y la consecuencia de la respuesta debería de reflejarse en las urnas de marzo.

Etiquetas: , , ,

0 Comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Enlaza con este post:

Crear un enlace

<< Home