8.6.08

¿Togas neutrales?


En cierto caso famoso, la titular del Juzgado de Instrucción de Valdemoro está investigando la supuesta participación de una mujer en el asesinato de su marido, cuando encuentra entre las grabaciones telefónicas ordenadas a la Guardia Civil una conversación de la Presidenta del Tribunal Constitucional con la persona investigada, sobre asunto que nada tiene que ver, como es la custodia de los hijos, que se ha realizado a instancias de una vecina de la Presidenta, y que finaliza con la cortés comunicación por parte de María Emilia Casas del teléfono de dos letradas especialistas en temas familiares y de violencia de género.

La juez de Valdemoro, en lugar de ordenar la destrucción de la grabación por no tener relación alguna con la investigación, acuerda remitirla al Tribunal Supremo por si la Presidenta del Tribunal Constitucional pudiese haber cometido un "delito de actos prohibidos" (sic), no pudiendo ignorar la repercusión pública y política que tendría esa remisión carente en absoluto de base jurídica.

La faena la completa un partido de la derecha, el PP, exigiendo responsabilidades de Emilia Casas, nada menos que por boca de Federico Trillo, que sabe bastante de instrucciones judiciales.


En otro caso famoso, el titular del Juzgado de Instrucción 47 de Madrid acuerda, con variación de su criterio anterior y en contra del parecer del Fiscal, permitir que Alternativa Española se persone como acusación popular en la causa que instruye sobre supuestos delitos de aborto cometidos en la Clínica Isadora.

El Juez no puede ignorar que esa decisión comporta poner al alcance de Alternativa Española todos los datos personales, incluidos los más íntimos, de veinticinco mujeres implicadas en los hechos.

La faena la puede completar un partido de ultra derecha extraparlamentaria como Alternativa Española, con una explotación política virulenta - como nos tiene acostumbrados - y sin valor jurídico agregado alguno a la investigación.

Ante estos síntomas, especialmente graves y a los que hay que sumar los casos de la resistencia ilegal de algunos jueces a la aplicación de la modificación del Código Civil que permite el matrimonio a todos con independencia del sexo, cabe preguntarse por la neutralidad de las togas, y por si la actuación de algunos de las que las lucen está sólo regida por la Ley, como debiera, o si es una actuación que más que al Derecho responde a la derecha.

¿Son neutrales esas togas?

Etiquetas: , ,

2 Comentarios:

Blogger Estrella dijo...

Fot por tenir el poder judicial que tenim.
Sembla que tots els jutges estan més a la dreta que el PP.
Que passa amb els jutges que no han evolucionat i segueixen estancats als anys 50?
Tinc una coneguda que estudia per jutge. Fa uns quants anys que està tancada a casa estudiant. El novio l'ha deixat aburrit, en prou feines surt, i als 30 tacos encara no ha treballat mai.
La mevaconclussió és que en el llarg procés de fer-se jutge les persones enfolleixen poc a poc, l temps retrocedeix i sense adonar-se esdevenen èssers d'altres planetes.

9/6/08 21:59  
Blogger Jordi Pedret dijo...

Estrella,

Em sembla que el sistema de selecció dels jutges hi pot tenir alguna responsabilitat, però basada sobre tot en la selecció de persones que poden dedicar-se a la preparació. No totes les capes socials tenen els mitjans per a tenir un fill o una filla sense treballar durant anys després d'acabar la carrera universitària.

Crec que també hi ha d'altres raons més complicades d'impregnació ideològica i de concepció de poder, que es considera com a contradictori amb la noció de servei públic de Justícia.

No sé, n'hi ha per escriure molt, i està molt debatut, però el que sembla clar és que així com es va fer una reforma i transició militar clara, encara no s'ha fet en l'administració de Justícia.

Una abraçada,

Jordi

9/6/08 22:39  

Publicar un comentario

Enlaza con este post:

Crear un enlace

<< Home